COMO SI HUBIERA ALGUNA MANERA DE QUE YO PUDIERA ESTAR SIN NECESITARTE.

miércoles, 17 de octubre de 2012

No es de película.

No, no me da los buenos días princesa, ni tan siquiera me dice buenos días.  No me dice que guapa estas hoy, mas bien es un mira que culo tiene esa. No mide 1'80, lleva chaqueta de cuero, todas las tías se mueren por él y además saca sobresaliente; ni de coña.
Tampoco tiene moto, y dudo que si tuviese viniese en ella hasta mi casa para llamarme por teléfono a través de la cabina telefónica que hay al lado; y aun menos me pondrá un póster de los dos en el techo de mi habitación.
No me gritará tengo ganas de ti, ni se matará por que sea solamente suya. No me llevará a tiendas pijas, ni me comprará un vestido rojo precioso para que lo pasee mientras luzco linda cintura, junto a una gabardina que brille mas que mis ojos.
Tampoco nos hemos conocido en un campamento de verano, ni me enamoré de él mientras me enseñaba a bailar. No me ha dicho que me querrá todos los días de mi vida, ni que aun dibuja corazones con mi nombre.
Sé que no es la típica historia de nacieron para estar juntos, también sé que no es un chico malo y yo la chica de la que parece que nunca se va a enamorar, hasta que acaba pasando.
No irá tras de mi al aeropuerto si después de una pelea de las gordas decido irme lejos para olvidarme de él. No empezamos como esos amigos que todos saben que saltan chispas entre ellos, menos ellos dos.
No va a escribir Tu y yo a 3MSC en un puente por mi.
Lo nuestro no es de película, lo nuestro ni si quiera es real.


No hay comentarios:

Publicar un comentario